¿De qué trata una negligencia médica?

Cuando tienes una enfermedad, buscar ayuda de profesionales de la salud, es la primera solución que buscas debido a que confías en que su trabajo, ayudará a que mejore tu condición. Sin embargo, pueden ocurrir casos de negligencia médica, lo cual puede resultar en daños o lesiones a tu salud en vez de mejorarla. 

Primero que nada, es importante entender lo que es una negligencia médica como tal ya que esta será la base para comprender si tienes o no un caso como estos.

Una negligencia médica se refiere al incumplimiento del deber por parte de un profesional de la salud o un establecimiento dedicado a este ámbito entero. Esta negligencia, puede resultar en un tratamiento deficiente, diagnósticos erróneos, errores en medicación, errores en cirugías y más. 

Existe una relación médico-paciente, estableciéndose un deber de cuidado hacia el bienestar del paciente, sin embargo algunos profesionales de la salud, no cumplen con este deber ya sea de forma intencional o como un error que puede tener graves consecuencias en la salud de la persona que está siendo tratada por quien cometió la negligencia.

Hay diferentes formas en las que puede presentarse o darse una negligencia médica como mencionamos anteriormente incluidos diagnósticos erróneos, retrasos en el diagnóstico, errores en operaciones, errores de medicación, errores de anestesia, falta de consentimiento informado y atención inadecuada. 

Las cuales, sea cual sea pueden llevar a que el paciente sufra un empeoramiento de su enfermedad, adquieran una nueva condición, tengan lesiones nuevas, se les creen discapacidades, entre otras consecuencias físicas. Pero, además de estas, existen consecuencias emocionales como sufrimiento por enfermedad o por el trauma de la negligencia. Estos daños emocionales pueden traer depresión, ansiedad, entre otros problemas de salud mental.

¿Qué hacer en caso de una negligencia?

En estos casos, si sospechas que pudiste haber sido víctima de una negligencia médica ya sea por parte del personal o del establecimiento entero, te recomendamos seguir estos pasos para lograr recuperar la compensación que mereces y recuperarte poco a poco.

1. Documenta lo ocurrido.

2. Consulta la opinión de otro médico o especialista.

3. Contacta a un abogado de lesiones personales.

4. Presenta tu reclamo con ayuda de tu abogado para recuperar tu compensación.

Recuerda que en 901 abogados, siempre estamos listos para ayudarte a recuperar lo que te mereces. No dudes en contactarnos.